Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Noticias

Actualidad |

Bronce para una generación de oro

La selección española de baloncesto se lleva el bronce en un emocionante partido ante Australia.

El partido empezó con la misma concentración defensiva que demostró la selección ante Estados Unidos, a la que dejó con la anotación más baja de todo el torneo.

Mirotic funcionaba de tres y Gasol conseguía espacios para sus compañeros. Buenas defensas que forzaban el final de posesión de los australianos. Esta concentración dejaba un parcial favorable a España al final del primer cuarto con un 23-17.

El segundo cuarto siguió el guion del primero, sólo que nos facilitó una renta mayor. gran movilidad interior y sobre todo seguridad defensiva y rebote. Lo único que podía frenarnos eran las segundas opciones, como ya ocurrió con Estados Unidos. Dilapidamos una ventaja de +12 para irnos al descanso dos arriba, 40-38.

La segunda mitad empezó en la dinámica que terminó la primera, y propició el primer cambio en el marcador a favor de Australia, pero les duró poco. Bogut era expulsado nada más iniciado el tercer cuarto y eso era buena noticia para España. Mills mantenía a Australia en el partido, tanto con lanzamientos exteriores como con su facilidad para anotar desde dentro. Pau Gasol sumaba 22 puntos en el ecuador del tercer cuarto y el juego orbitaba a su alrededor. El marcador seguía ajustado, 67-64.

Sergio Rodríguez daba un golpe en la mesa nada más empezar este último cuarto con un triple. Mirotic se retiraba lesionado y Pau no descansaba. La selección parecía entoces algo perdida. El partido llegaba a un final agónico. Pau tiraba de épica y el último cuarto llegaba a los últimos 35 segundos con Australia un punto arriba. Gasol anotaba sus dos tiros libres en una falta que se había ganado en el poste, pero Baynes anotaba el gancho para Australia y quedaba una última opción. Nueve segundos para anotar, de cualquier manera para seguir vivos. Sergio Rodríguez forzó la falta y anotó los dos, 88-89 para España. Quedaba una buena defensa, y España lo hizo. 

La generación de oro volvía a subirse al podio, del que no les gusta bajarse, en el que llevan subidos desde Pekín 2008.

© - LaLiga4Sports - Año 2016

Últimas Noticias

Ver más noticiasCargando...