Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Noticias

Reportaje |

Pablo Hernández Moll, la historia de un superparacaidista

Conocemos a uno de los mejores deportistas españoles de la historia. Sus títulos así lo avalan.

Paracaidista por convicción. Pablo Hernández Moll se aficionó a este deporte porque desde pequeño estuvo directamente influenciado por las bondades de una disciplina desconocida para el gran público en España. Su abuelo, piloto en el bando republicano durante la guerra civil, se vio obligado a realizar varios saltos de emergencia desde el avión que pilotaba. A partir de entonces inculcó a sus hijos su pasión por el paracaidismo. Muchos años después, fue Hernández Moll el que ligaría su futuro a volar.

Empezó a practicar salto con tandem (modalidad que consiste en saltar junto a un instructor) con sólo 11 añosA los 14 realizó por primera vez un salto en solitario. Pablo se esfuerza en recalcar que, pese a la influencia de su familia, él fue quién decidió invertir tiempo y esfuerzo en su pasión: "Siempre he deseado ser paracaidista, siempre iba a ver a mi padre saltar".

A los 19 años, y con un bagaje de 3000 saltos en la mochila, participó por primera vez en una competición profesional. El inglés Bryan Vacher impartió un curso en la escuela donde por aquel entonces entrenaba Pablo, y vio tantas cualidades en él que le invitó a tomar parte en el Campeonato del Mundo de Pilotaje de Campana. "Fue en la competición intermedia; primera competición, y en un Mundial. Y, pese a todo, gané. La prueba se disputó en Estados Unidos y yo sólo tenía 19 años. No me sabía las reglas, no tenía ni idea... Mi entrenador me explicó lo que pudo en los momentos previos". Precocidad para iniciarse, precocidad para ganar.

Hoy día, 11 años después, sigue habiendo un paracaidas en la mochila y, sobre todo, muchas vivencias. "Ha habido de todo, lesiones, cosas malas, pero lo más importante es que he conseguido colgarme 25 medallas internacionales".

Durante su carrera ha vivido experiencias de todos los colores. "Estuve viviendo en Estados Unidos cuatro años, entrenando a grupos militares de aquel país. Ellos consideran que un entrenamiento con un paracaidista profesional es muy efectivo". En 2012 aterrizó en Dubai para participar en el Mundial, donde ganó dos medallas, y conoció al príncipe heredero Handam; relación que le ha permitido desarrollar su pasión en uno de los emiratos de EAU.

Pablo Hernández Moll considera, a sus 30 años, que está en el mejor momento de su carrera deportiva. "Estoy en lo más alto de mi carrera. Entreno haciendo 8 saltos al día, invierto un minuto por salto. Es decir, le dedico mucho tiempo de entrenemiento, pero el tiempo útil es poco". Pese a todo, su trayectoria en el paracaidismo profesional tiene fecha de cadudidad. "Tengo que ganar un Mundial antes de retirarme. Si consigo ganar este año, en el Mundial de Canadá, lo dejo". 

El mejor paracaidista español de la historia recuerda con nostalgia sus inicios en nuestro país. Además, anima a volar a todo el que tenga la inquietud de probarlo: "En España todo ha avanzado muchísmo. Hoy día se puede hacer paracaidismo de calidad en España. A mí me ayudó la Federación Aeronáutica Española y el CSD", y termina lanzando un aviso al que piense que el paracaidismo es necesariamente riesgo, "yo he hecho 14500 saltos en mi vida, y sigo aquí. El paracaidismo no es lo que veis en la tele o en las películas, es muchísimo mejor". Palabra de Pabo Hernández Moll.

© - LaLiga4Sports - Año 2016

Últimas Noticias

World Games 2017 |

Vicente Palmero, cerca de las medallas

Vicente Palmero fue el mejor español en la prueba de ParaMotor en los World Games, en la que acabó en séptima posición.

Ver más noticiasCargando...